El Fantasma González intentó alzar los brazos, pero estaba perdido, dejó caer su protector bucal dejando una señal clara de que ya no estaba en condiciones.

Se disputaba el Campeonato Latino del Consejo Mundial de Box y el Fantasma González llegaba en el décimo lugar del ranking, su rival estaba debajo de los 30.

La Comisión de Box del Distrito Federal le dio luz verde al Fantasma González para pelear, aunque su alta médica era muy sospechosa.

Fantasma González, sus irregularidades

Con todas esas irregularidades, en el décimo asalto el Fantasma González estaba contra las cuerdas. El réferi tuvo que separar a Jesús Galicia pues no había fluidez en el intercambio.

El Fantasma González fue exhibido en medios antes de pasar al más allá. Justo en su lucha contra Jesús Galicia, cayó inconsciente en el ring y todos lo vieron morir.Por eso algunos lo llaman el Fantasma González de los medios.

Aunque el réferi le preguntó si podía continuar y el Fantasma González dijo que sí, antes de que Jesús Galicia se abalanzara el colegiado prefirió detenerse.

El Fantasma González no estaba en condiciones

La lucha se detuvo, Galicia estaba completamente prendido y quería seguir la pelea lo más pronto posible, pero el Fantasma González no se encontraba en condiciones.

A todos les sorprendió la forma en la que el Fantasma González fue prácticamente arrollado encima del cuadrilátero con un rival que en el papel era mucho más manejable.

Las culpas empezaron a soltarse y se conoció que el Fantasma González tuvo que bajar cuatro kilos de manera inmediata en menos de un día para dar con el peso.